Planificación, elaboración y desarrollo de una grabación

Para una productora audiovisual, una jornada de rodaje de cualquier tipo de producto audiovisual profesional requiere de una preparación previa. Esta preparación puede ser casi tan importante como el rodaje en sí. Preparar bien un rodaje es, en definitiva, una de las claves de que todo salga perfecto. Sólo así, podremos conseguir un vídeo corporativo, un videoclip o un spot publicitario profesional del que sentirse orgullosos.

Dependiendo del tamaño del proyecto audiovisual que vayamos a afrontar, la preparación del rodaje será diferente. En una producción grande existirá un equipo de producción encargado del atrezzo, vestuario, maquillaje, etc. Pero para proyectos pequeños, vídeos corporativos cortos o videoclips sin una gran carga narrativa, trabajamos de una manera algo diferente.

¿Qué necesitaremos?

Para preparar bien esta jornada, lo primero que hacemos es revisar el guión técnico y las indicaciones del cliente. Así, prevemos cuales van a ser las necesidades técnicas del rodaje. ¿Qué ópticas necesitamos? ¿Necesitamos iluminación extra? ¿Es necesario el registro de sonido? ¿Se necesita travelling o alguna otra estructura? Son preguntas que debemos hacernos para no olvidar nada que sea indispensable para que el trabajo salga bien.

Preparación de rodaje audiovisual

Preparación de rodaje audiovisual

Una vez hemos respondido a todas estas preguntas, hay que pensar cuántos técnicos se van a necesitar para llevar a cabo el rodaje. Normalmente, cuando se negocia con el cliente, ya se prevé el número de personas que irán a trabajar, dependiendo de las necesidades del rodaje. No obstante, hay que cuadrar fechas con ellos y con el cliente para encontrar el día idóneo. Y una vez se encuentra ese día, se cierra la fecha.

También es imprescindible elaborar un plan de rodaje, basado en la disponibilidad de los diferentes actores y elementos importantes para el resultado final. Por ejemplo, si en un rodaje de vídeo corporativo que empieza a las 9 de la mañana, uno de los empleados que aparece tiene una limitación de tiempo porque tiene que entrar a su puesto a las 10 de la mañana, mientras que los demás tienen cierta flexibilidad, crearemos nuestro plan de rodaje teniendo en cuenta ese aspecto y rodaremos primero sus planos.

Finalmente, creamos una lista del equipo que necesitamos para ese día, para reservarlo de cara al rodaje. Esa lista nos servirá para hacer un chequeo cuando salgamos hacia la localización del rodaje, por lo que es fundamental para no olvidarnos nada importante. Y una vez el chequeo está completo, es el momento de salir hacia el lugar del rodaje.

 

By | 2017-04-28T10:50:07+00:00 Enero 10th, 2017|Audiovisual|0 Comments